Se encuentra usted aquí

En lainfertilidad.com nos preocupamos por los aspectos psicológicos de la infertilidad y otros procesos difíciles como la adopción. En esta ocasión, nuestro redactor Daniel Vázquez se ha puesto en contacto con la psicóloga colegiada Fátima Velázquez de Castro González para que nos presente el libro que ha publicado recientemente, "Niños adoptados. Estrategias para afrontar conductas", bajo la editorial Síntesis, en el que se afrontan muchas de las claves de la infertilidad y la adopción.
Entrevistamos a la psicóloga Fátima Velázquez de Castro González sobre adopción e infertilidad

Niños Adoptados. Estrategias para afrontar conductas.

¿De qué base partíais cuando tomásteis la decisión de escribir el libro?

La base de la que partíamos cuando decidimos escribir el libro, se centraba en tres ejes fundamentales:

- Toda la experiencia acumulada por trabajar dentro del ámbito de la adopción desde 1996 que es cuando se inicio en el Colegio de Psicólogos de Madrid tras acuerdo con la Comunidad de Madrid, el Turno de Intervención Profesional en Adopción Internacional  (TIP-AI), y que actualmente sigue vigente, en el que se hace una evaluación psicológica a los solicitantes de adopción y se emite un Informe Psicológico favorable o no hacia la misma.

- El trabajo clínico con familias y niños adoptados.

- Un trabajo de investigación durante varios años junto con otros compañeros sobre las variables de personalidad que serían relevantes que poseyera un solicitante de adopción. Este estudio dio lugar a la publicación del Test CUIDA, publicado en TEA Ediciones y que es actualmente utilizado tanto a nivel nacional como internacional para dicho fin.

¿Nos puedes contar acerca del proceso de creación del libro?

La realización de un libro sobre adopción fue una propuesta que me hizo la Editorial Síntesis y que decidí compartir con uno de mis compañeros de trabajo, M. Lapastora, quien se mostró muy interesada en el proyecto.

El libro está dividido en dos secciones: en la primera se detallan los pensamientos y sentimientos que aparecen en las personas que tienen problemas de Infertilidad, orientándolas para que puedan iniciar un consolidado proceso adoptivo. Y en la segunda se describen las conductas de los niños desde una perspectiva psicoevolutiva y los problemas que pueden presentar éstos debidos al tiempo vivido en una institución o en situaciones de abandono aplicando soluciones a los mismos.

¿Cuál es su valor diferencial con respecto a otros libros sobre adopción?

El libro Niños Adoptados es una obra eminentemente práctica, útil, pensada para ayudar a los padres a resolver los problemas que pueden ir apareciendo a lo largo del proceso de adopción.

La infertilidad como problema en las parejas que desean tener hijos

Sin duda, cuando hablamos de infertilidad, estamos ante un estigma muy poderoso y destructivo en la autoestima de las personas a las que afecta este o cualquier otro impedimento a la hora de tener hijos. ¿En qué medida les puede ayudar este libro a construir una mayor confianza en ellos mismos y animarse a seguir adelante?

Les puede ayudar dado que en este libro se analizan a nivel cognitivo los pensamientos negativos críticos relacionados con la infertilidad/esterilidad tanto de los hombres como de las mujeres que producen emociones como la rabia, la culpa, la tristeza y que inciden profundamente en su autoestima. Este análisis de los pensamientos tiene como fin poder darse cuenta y reflexionar sobre los mismos. Estos están basados en ideas que realmente no son ciertas, pero que si nunca se cuestionan funcionan a nivel interno como premisas verdaderas aun siendo erroneas. Además poder o no poder tener hijos es una característica más del ser humano, no siendo la caracteristica esencial que lo define. Las personas son valiosas independientemente de su capacidad de procreacción.

Por otro lado, también se analizan los pensamientos y emociones relacionados con los tratamientos médicos a los que las parejas se someten para conseguir un Embarazo.

¿Cuáles son los mayores prejuicios y miedos a los que las parejas se enfrentan ante esta situación?

Cuando se decide tener un hijo se vive con ilusión y alegría esta situación. Sin embargo, si pasa el tiempo y no se concibe un embarazo, las emociones positivas se convierten en inquietud, preocupación, desilusión y miedo a que pueda existir una causa física que justifique no poder tener hijos biológicos. Si tras realizar una consulta médica así lo confirmasen, podrían aparecer en la pareja actitudes negadoras de no aceptación del problema, por el dolor que supone y la dificultad para afrontarlo. Asimismo, en los casos en que se sabe que uno de los miembros de la pareja es el responsable de su incapacidad para tener hijos biológicos pueden surgir en éste el miedo a que su pareja le rechaze o abandone. También puede tender a aislarse e incluso ofrecer la ruptura de la pareja para que el otro pueda rehacer su vida y tener hijos con otra persona. Es importante la elaboración y aceptación de esta situación por parte de los dos para que la pareja siga unida, en otro caso la relación de pareja se deteriorará.

Por otro lado, la esterilidad/infertilidad en uno o ambos miembros de la pareja hacen que surjan sentimientos de desvalorización hacia uno mismo. Se puede tener la sensación de no servir para nada, de estar incompletos y de no cubrir las propias expectativas, ni las de la pareja, ni las de la familia ni las de la sociedad. Así, en la mujer la incapacidad de tener hijos se ha asociado a expresiones prejuiciosas como de “no servir” y en el hombre con su capacidad sexual, cuando ambas premisas son erroneas y no tienen una base cientifica.

¿Cómo han de afrontar todo aquello que pueden interpretar como juicios por parte del entorno o la familia?

Tomando conciencia de que dichos juicios o prejuicios son erroneos, tener hijos biológicos no es lo esencial en la vida de una pareja ni les descalifica como personas, es sólo un factor más que sucede dentro de una relación afectiva.

La adopción

¿Qué es importante que sepan los futuros padres que van a adoptar, antes de someterse a todo el proceso?

Es importante que los futuros padres sepan que para iniciar un proceso de adopción es fundamental haber elaborado el duelo por su incapacidad/dificultad para tener hijos biológicos y haber desestimado continuar con los tratamientos de Fertilidad, asumiendo así su aceptación de no tener hijos biológicos. Este punto es fundamental en la adopción, ya que a una pareja que no tenga asumida su dificultad de tener hijos biológicos le resultará muy difícil permitir a su hijo adoptado que hable de la adopción, ya que hablar sobre ella le estara confrontando continuamente con su realidad no resuelta de no poder tener hijos obstaculizando así el desarrollo del menor.

El niño o la niña adoptada puede venir de situaciones anteriores difíciles en las que haya habido institucionalización o abandono, entre otras. Esto es algo que los padres tienen que tener muy en cuenta a la hora de recibirle en su hogar. ¿Qué recomiendas para su mejor integración en la nueva familia?

Es importante tener una conducta empática y comprensiva hacia el menor, que va a necesitar su tiempo para adaptarse a la nueva familia y crear con los padres adoptivos el vínculo afectivo. Y este dependerá de cómo el menor haya establecido éste previamente.

También tener en cuenta que hay unas diferencias específicas entre niños adoptados y biológicos debido a su condición de adoptado como serían problemas de aprendizaje, de lenguaje, temores, trastornos de conducta, alimentación... que irán resolviéndose poco a poco y que necesitan tiempo. Asimismo, se les tendrá que hablar de la adopción y ayudar a elaborar el abandono, es decir, “por qué me dejaron”, “tan poco valioso fui que me abandonaron”... tan íntimamente ligado con el sentimiento de autoestima y tan necesario de reforzar para que obtenga un equilibrado desarrollo personal.

Muchos futuros padres, por no decir la mayoría, estarán nerviosos ante la situación que se plantea en la primera vez que vean en persona a su hijo adoptivo, ¿cómo afrontar el primer encuentro con él?

Es importante en el primer encuentro que los futuros padres adoptivos tengan muy ajustadas sus expectativas con la realidad que pueden vivir y que no den por hecho respuestas positivas del menor hacia ellos en el encuentro.  Es fundamental respetar la conducta del menor, muchas veces los padres adoptivos van ilusionados hacia ese momento porque después de esperar tanto tiempo el encuentro con el menor lo vivencian de una forma idealizada y positiva, y sin embargo pueden darse conductas de rechazo del menor hacia uno de los padres. Es importante sobreponerse a esa situación vivida como dolorosa y comprender y entender al niño, darle su tiempo para que vaya acercándose hacia sus padres adoptivos. Es importante tener en cuenta que su forma de actuar suele estar relacionada con las experiencias vividas por él en su pasado. Todo proceso requiere tiempo.

Cuando hablamos de contarle a un hijo de dónde viene, haya sido adoptado o concebido mediante reproducción asistida... estamos ante el debate de si entregarle toda la información o protegerle de determinados aspectos que le pueda traer más problemas psicológicos. ¿Cuál es vuestra postura?

La postura es siempre decirle la verdad; conforme él vaya preguntando, ir dándole respuestas. Si el menor interioriza que existe un espacio de comunicación dentro de su familia donde es escuchado y donde se le contesta a sus preguntas, se reforzará esta conducta en él. Además, sí un niño siente que se le escucha, a nivel interno se le envía un mensaje positivo de que él es importante para sus padres adoptivos, reforzando e incrementando así su autoestima.

El libro "Niños Adoptados: Estrategias para afrontar conductas", por Fátima Velázquez de Castro y Montserrat Lapastora está publicado bajo la editorial Síntesis.

Fátima Velázquez de Castro González

Nº de Colegiado: M-05706

Microsite: 
Fátima Velázquez de Castro González