¿Cómo puedo mejorar la calidad espermática?

¿Quieres mejorar la calidad espermática? La Dra. Mondejar te cuenta cómo hacerlo
¿Cómo puedo mejorar la calidad espermática?

Los hombres comienzan su producción espermática en la pubertad. El testículo, que está dividido en varias secciones, produce Espermatozoides de forma continua, y estos van acumulándose en el Epidídimo, hasta que se produce una eyaculación y son expulsados pasando por los conductos deferentes, los conductos eyaculadores y a través del pene.

Los espermatozoides tardan en formarse por completo 90 días, es decir, la muestra que se analiza hoy, está condicionada por factores que han ocurrido durante los últimos 3 meses como estrés, fiebre, enfermedades, exposición a sustancias oxidantes, etc.Por ello, cuando analizamos una muestra, y el resultado no es normal, realizamos un nuevo Seminograma entre 1 y 3 meses después, ya que la Calidad seminal puede variar, y en ocasiones mucho, de una muestra a otra.
Aún así, cuando se analiza una muestra se Semen y ésta no alcanza los valores de normalidad, no está todo perdido. Una vez analizadas las causas más probables de deterioro espermático podemos hacer cosas para mejorar la calidad seminal.

Los parámetros afectados más importantes en un seminograma son la movilidad, la concentración y la fragmentación del ADN. El seminograma básico incluye:

  • Volumen
  • Concentración
  • Movilidad
  • Morfología
  • Viabilidad

Además, dependiendo de estos parámetros se puede realizar un test de fragmentación del ADN que nos indica cuánto ADN en los espermatozoides está fragmentado, y por tanto, si deja inservible al espermatozoide.

Una vez que se observan todos los resultados, teniendo en cuenta que nunca hay dos muestras de semen iguales, podemos intentar mejorar la calidad de diferentes formas:

  • Cambiando los hábitos de vida hacia otros más saludables, como realizar ejercicio, mejorar nuestra alimentación, llevando ropa interior más suelta para evitar subir la temperatura de los Testículos, disminuir el nivel de estrés, dejar los hábitos tóxicos, como el alcohol, tabaco, etc.
  • Tomando complementos alimenticios con antioxidantes, que contribuyen a una mejora general de los parámetros seminales y a reducir la fragmentación del ADN

Si con esto no conseguimos una mejora importante de la calidad seminal, o nos hace falta mejorarla todavía mas para realizar una técnica de reproducción asistida, podemos utilizar técnicas complementarias, que pueden ser realizadas por separado o todas juntas, y permiten seleccionar el mejor espermatozoide para fertilizar el Ovocito u óvulo. Las más utilizadas actualmente en los centros de reproducción asistida, y que también realizamos en IREMA, son las siguientes:

  • MACS o columnas de anexina: El mismo día del tratamiento se puede realizar la técnica MACS, del inglés Magnetic Activated Cell Sorting. Está técnica nos permite separar los espermatozoides apoptóticos de los sanos. Los apoptóticos son espermatozoides que aunque están vivos, van a morir en breve. Esta técnica se basa en la unión de partículas magnéticas a la superficie celular de los espermatozoides que presentan en su membrana marcadores de apoptosis. La muestra se pasa a través de un campo magnético que retiene los espermatozoides pre-apoptóticos y deja pasar los espermatozoides vivos que serán utilizados para realizar el ICSI.
  • PICSI: La técnica PICSI o de unión al ácido hialurónico. Solamente los espermatozoides maduros tienen en su membrana receptores que logran unirse al ácido hialurónico, y la presencia de estos receptores está correlacionada con menores alteraciones cromosómicas y una mayor integridad del ADN, por lo que son espermatozoides de mayor calidad, y van a ser los que seleccionemos para realizar la microinyección, obteniendo de este modo mejores tasas de Fecundación y de Embarazo. Para ello se utiliza una placa especial que tiene tres puntos de ácido hialurónico, donde depositamos los espermatozoides, y aquellos que queden pegados por la cabeza al fondo de la placa serán los que seleccionaremos para la microinyección intracitoplasmática de los espematozoides (ICSI)
  • IMSI:La incorporación del IMSI supone el último avance en observación microscópica de espermatozoides. El IMSI es un microscopio con una óptica de mas de 4000 aumentos, lo que supone mucho mas aumento que con el ICSI convencional, y esto nos permite observar la morfología del espermatozoide más detalladamente y buscar el espermatozoide morfológicamente perfecto, que no tenga vacuolas y con la forma y medidas adecuadas.

Con todos estos avances tecnológicos lo que se consigue es una mejor calidad embrionaria, mejores tasas de Implantación y una mayor tasa de embarazo.

Para concluir, recordar que aunque el óvulo u ovocito es el factor limitante en los tratamientos de reproducción asistida (porque su número es escaso), una mejor calidad espermática puede mejorar la probabilidad de embarazo y la llegada de un recién nacido vivo.
Dra. Isabel Mondejar Igualada
Biología Reproductiva